Escuela Ideo incorpora un espacio para testar propuestas de innovación


*Recreación infográfica del Anteproyecto Colegio Fases 01, 02 y 03 ” sujetas a desarrollo definitivo de los Proyectos y licencias de cada fase. Estado actual: desarrollo proyecto Fase 01.

Este será el último curso que “Escuela Ideo” imparta sus clases en el madrileño barrio de Las Tablas. De cara el próximo septiembre, el innovador proyecto educativo se muda a las afueras de Madrid, concretamente a un amplio espacio al norte de la capital. A pesar del carácter histórico de la nueva ubicación, se trata del antiguo Monasterio de las Jerónimas, el diseño interior incluirá mucha luz y amplios espacios multiusos, que permitirán continuar con el modelo de aprendizaje por proyectos que caracteriza a Escuela Ideo.

La mudanza, según explica Jose Canales, director del colegio privado, era algo que ya estaba previsto en el planteamiento inicial de hace cuatro años. “En un primer momento, transformamos un edificio de oficinas en un colegio muy atractivo y luminoso, pero muy limitado en cuanto a espacio”, cuenta Canales. “Aunque somos un colegio laico, la idea del espacio es muy interesante, ya que es un edificio de 1978 en el que vamos a combinar nuestro concepto de escuela con espacios muy grandes y polivalentes”, añade.

Otra de las ventajas de alejarse de la ciudad, además de ganar metros cuadrados, es crear un vínculo más directo con la naturaleza. En este caso, la parcela incorpora un pequeño bosque que permitirá fortalecer un proyecto educativo muy ligado a la sostenibilidad y al medio ambiente.

Laboratorio de ideas

Además del cambio de ubicación, el colegio incorporará a partir del próximo curso un centro de innovación educativa. El bautizado como Laboratorio de Ideas permitirá investigar, contrastar y comparar modelos de aprendizaje que pudieran ser implantados a nivel interno en el colegio con posterioridad. “El laboratorio nace para uso interno pero el propósito es que toda esa innovación se pueda compartir y fomentar fuera del centro”, detalla el director, quien además forma parte del grupo humano que puso en marcha el colegio.

El principio educativo de la escuela se basa en objetivos competenciales, por ello, las clases son totalmente diferentes a lo que podemos encontrar en otros lugares. “Pensamos que la mejor forma de adquirir el aprendizaje es a través de la experiencia, cuando algo se hace con gusto, placer o pasión, todo ese aprendizaje se queda”, cuenta Canales.

Una de sus señas de identidad es el aprendizaje basado en proyectos en el que se parte de un tema de interés común que genera en el alumnado una serie de retos que irán resolviendo cooperativamente. De esta forma, entiende el centro, se demuestra que “el conocimiento no es algo estanco y parcelado, sino algo vivo, flexible e interrelacionado”.

Los alumnos son los grandes protagonistas del modelo. Aunque siempre hay tiempo para el trabajo individual, desde el colegio se apuesta por el aprendizaje en equipo ya que permite “fomentar habilidades sociales, de pertenencia a un grupo y, en el caso de que tengas dificultades, el grupo siempre puede ayudarte y colaborar contigo”, matiza. “El trabajo en equipo no te tiene que impedir que tengas tu responsabilidad individual y conocimiento propio, que es muy importante”, concluye.

Entrevista a Jose Canales, Director de Escuela Ideo.
Revista Magisterio (15/03/2017)